LAS TORMENTAS EN JULIO

DTJUL

Por Jorge González Márquez (Jefe OMA) y Juan Antonio Fernández-Cañadas (Especialista en Observación de AEMET)

Veremos cómo es el comportamiento y distribución habitual de las tormentas en el mes de julio en la península Ibérica y alrededores, tomando como referencia el periodo 1995-2016 (1).

DTJUL

 El mes de julio tiene una actividad tormentosa bastante parecida a la de junio y ligeramente inferior, excepto en Los Pirineos y zonas de Zaragoza y Huesca, donde se alcanza en este mes el máximo anual de actividad, llegando hasta 8-9 días de media en la parte central de Los Pirineos. Moviéndonos hacia otras zonas, vemos que hay entre 4 y 7 días de tormenta en julio en casi todo Aragón, La Rioja y Navarra, así como el interior de Cataluña, interior de la provincia de Castellón y otras zonas alrededor del Sistema Ibérico, sobre todo de Burgos, Soria, Guadalajara y Cuenca. Actividad más moderada, entre 1 y 3 días, encontramos en toda la mitad norte peninsular no citada hasta ahora, incluyendo el mar Cantábrico, y también áreas de la mitad sur como Castilla-La Mancha, puntos de Cáceres y Badajoz, provincia de Valencia, interior de Alicante y Murcia, puntos aislados de Andalucía oriental, y también en el mar Mediterráneo al norte de las Baleares, así como en puntos del interior de Mallorca. Finalmente, actividad muy baja o nula encontramos en gran parte de Galicia, Extremadura, Andalucía, Murcia y sur de Alicante. También en todo el mar Mediterráneo al sur de las Baleares, incluyendo las islas de Ibiza y Menorca. En muchas de estas zonas destaca julio como el mes menos tormentoso del año, debido a causas relacionadas con la Circulación General Atmosférica y la presencia de un mar relativamente fresco en comparación con las zonas continentales próximas.

NDJUL

En lo relativo al número de descargas, hay bastante similitud con el mapa de días de tormenta, encontrando los valores máximos en Los Pirineos y Sistema Ibérico oriental, y la máxima proporción entre número de descargas y número de días de tormenta, es decir, tormentas potencialmente más fuertes, en el mar Mediterráneo entre Cataluña y Baleares. En esta zona, a pesar de haber solo uno o dos días de tormenta de media en el mes, el número medio de descargas es muy elevado, lo cual da idea de que las escasas tormentas que hay pueden ser muy intensas, como preludio de lo que sí será más habitual en agosto y septiembre. También hay que destacar la presencia de puntos significativos en zonas con un promedio de menos de un día de tormenta, como son algunas sierras de Andalucía o alrededor de las islas de Ibiza y Menorca, lo cual indica que las tormentas allí son escasas en julio pero no insólitas.

En cuanto al intervalo horario de mayor actividad (siempre horas UTC), el esquema general es muy parecido al de junio. Destaca el intervalo del mediodía y principio de la tarde (12-16) en la mayoría de zonas montañosas y sus alrededores, incluyendo aquí especialmente las montañas próximas al Mediterráneo, donde el impulso de las brisas marinas determina una temprana aparición de las tormentas sobre ellas (normalmente hacia las 12-13 UTC). Más tarde (de 16-20 UTC) suelen aparecer las tormentas en todas las tierras interiores no montañosas, es decir, en extensas áreas alrededor de los grandes valles, llegando a destacar máximos incluso ya por la noche (de 20 a 22 UTC) en torno a grandes valles como el Tajo o el Ebro. El intervalo del final de la tarde y comienzo de la noche destaca también en todo el mar Cantábrico y en zonas del Mediterráneo próximas a la península, generalmente a causa de tormentas que se forman sobre tierra y después continúan su avance hacia el mar. Más lejos de la costa encontramos la máxima actividad tormentosa a medianoche o principio de la madrugada (22 a 02) en el Mediterráneo norte (Valencia-Cataluña-norte de Baleares), mientras que en la parte sur (Murcia, Andalucía-sur de Baleares) las escasas tormentas que hay se dan preferentemente al amanecer o por la mañana (05 a 09 UTC). También es destacable una amplia zona entre el valle del Tajo y el Sistema Central, en Cáceres, Toledo y Madrid, en donde la máxima actividad se da al final de la madrugada o al amanecer, algo que no ocurre en ningún otro mes del año.

HORAMAX_JUL.jpeg

 En las islas Baleares destacan hasta tres máximos de actividad muy definidos, uno en torno a medianoche en las zonas marítimas entre Mallorca-Ibiza y Valencia, otro al final de la mañana y principio de la tarde (10 a 14UTC) en el interior de las islas y gran parte del mar cercano a ellas, y otro al final de la madrugada o al amanecer (02 a 06 UTC) en el mar situado al sur de Menorca y Mallorca, así como en el sur de esta isla, o en la isla de Cabrera.

En el mar de Andalucía o en el Campo de Gibraltar destaca el intervalo horario de 09 a 13UTC como el más tormentoso, a pesar de que las tormentas son muy escasas en este mes.

DTJUL_HORAS

 En resumen, el mes de julio se caracteriza por ser de tormentas en su mayoría de origen continental y casi exclusivamente en la mitad norte peninsular, presentando muchos puntos del tercio sur peninsular y zonas marítimas aledañas los mínimos anuales de actividad.

(1). Se considera día de tormenta en un lugar concreto, aquel en el que ha habido al menos una descarga eléctrica en un radio de 10km alrededor de él.

Acerca de aemetblog

AEMET,la vocación de servicio público a las instituciones y la ciudadanía.
Esta entrada fue publicada en RESÚMENES CLIMATOLÓGICOS, TODOS LOS ARTÍCULOS y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s